¿Cómo negociar una contraoferta salarial? 10 consejos

Contraoferta salarial

Pocas cosas son tan emocionantes como recibir una oferta de trabajo. El problema es que, si el salario ofrecido por la empresa no cumple con sus expectativas, es fácil pasar de estar eufórico por la oportunidad a completamente desinflado en cuestión de segundos. Afortunadamente, si tienes lista una contraoferta salarial, puedes recuperar tu encanto.

Pero crear una contraoferta sólida no es fácil, ¿verdad? Bueno, aunque no lo parezca, no es necesariamente así. Utilizando la estrategia adecuada, puedes crear un contador de salarios que ofrezca una facilidad inteligente y sorprendente.

Si necesita saber cómo contrarrestar una oferta de trabajo, esto es lo que necesita saber.

➡️¿Cómo negociar el salario?

Índice
  1. ¿Qué es una contraoferta salarial?
  2. Cuando contraofertar
  3. Determina tu contraoferta
  4. Errores comunes de contraofertar
  5. Los 10 mejores consejos para negociar una contraoferta
    1. 1. Descubra por qué ofrecieron ese número
    2. 2. Aplicar ahora
    3. 3. Mira más allá del salario
    4. 4. Determina tus prioridades
    5. 5. Identifique sus factores decisivos
    6. 6. Utilice un enfoque basado en hechos
    7. 7. Discutir la compensación total
    8. 8. Esté dispuesto a ceder
    9. 9. Prepárese para un contador en su medidor
    10. 10. Aléjate si es necesario
  6. Conclusión

¿Qué es una contraoferta salarial?

Contraoferta salarial

Bien, antes de profundizar en cómo contraofertar su salario, tomemos un segundo y hablemos de qué es realmente una contraoferta.

En primer lugar, la definición formal de contraoferta es “una oferta o propuesta hecha para compensar o reemplazar una oferta anterior hecha por otra”. Este es realmente el quid de la cuestión.

Con una contraoferta salarial, en la práctica estás rechazando el salario propuesto inicialmente por el gerente de contratación y reemplazándolo con un salario que consideras justo. Su respuesta puede ser escrita o verbal, ya que el concepto funciona igual independientemente.

CONSEJO: Si bien puede hacer una contraoferta salarial verbalmente, incluso si el gerente de contratación expresa su acuerdo, no considere el nuevo salario oficial hasta que sea parte de una oferta de trabajo formal por escrito. Si no está escrito, no hay garantía de que se le pague esta cantidad. El gerente de contratación puede simplemente afirmar que nunca aceptó el nuevo salario, lo que podría dejarlo atrapado en un trabajo que paga mucho menos de lo que esperaba. Entonces, así como no quieres contar tus pollos antes de que nazcan, no cuentes con un nuevo salario hasta que esté en tu contrato.

Si tiene curiosidad acerca de las implicaciones de esencialmente pedir más dinero, lo que sucede exactamente después de responder puede variar. En algunos casos, esto conduce a una negociación bastante típica. Tendrá algunos intercambios con el gerente de contratación mientras ambos trabajan para alcanzar un número mutuamente aceptable. Simple.

Sin embargo, eso no es siempre lo que sucede. Algunos gerentes de contratación no negocian, punto. En estos casos, pueden reaccionar con fuerza. En otros, verán la puerta como un rechazo a una oferta de trabajo y asumirán que usted no quiere el puesto.

A otros gerentes de contratación les puede gustar la idea de negociar, pero no tienen espacio en sus presupuestos para ofrecer algo diferente. Si es así, el gerente de contratación suele ser bastante abierto al respecto después de su respuesta. Luego, te darán la opción de aceptar el trabajo tal como está o rechazarlo.

Como nunca sabes lo que está sucediendo en el lado de la ecuación del gerente de contratación hasta que respondes, eso significa que es un poco arriesgado. Podría amargar el momento y, en algunos casos, incluso costarle el trabajo. Sin embargo, ¿realmente querrías un trabajo que no te pagara lo suficiente? Sí, no lo creíamos.

Entonces, ¿cuándo es apropiado pedir más dinero? ¿Hay algún punto en particular en el proceso de contratación por el que tengas que esperar?

Pues sí, sí, lo hay.

Normalmente, una oferta de trabajo formal se produce hacia el final del proceso de contratación. El gerente de contratación ha decidido que usted es el candidato perfecto, por lo que comienza a intentar resolver los detalles de su empleo. Una vez que llega ese momento, la negociación es apropiada.

Ahora, no necesariamente tiene que esperar hasta que la oferta de trabajo esté por escrito para responder. Si el gerente de contratación presenta verbalmente una cantidad en dólares, usted puede solicitar más dinero. Han abordado el tema por lo que eres libre de responder.

Sin embargo, no desperdicie un cheque de pago diferente si no tiene toda la información necesaria. Por lo general, querrás saber algo más que el salario que hay sobre la mesa, ya que el valor de diversos beneficios podría alterar tu percepción del salario. Además, es posible que deba investigar un poco para asegurarse de que su solicitud sea, en última instancia, correcta.

Entonces, ¿cómo puedes asegurarte de que estás listo para contraatacar? Bueno, profundizaremos en el tema cuando cubramos cómo contraofertar tu salario.

Cuando contraofertar

Contraoferta salarial

Bien, aquí hay otro punto importante que debemos cubrir: cuándo hacer una contraoferta. Si bien negociar su salario normalmente es una buena idea, eso no significa que no haya situaciones en las que deba omitirlo.

En primer lugar, la oferta inicial puede ser acertada. Sí, sucede; Hay empresas que presentan una compensación justa desde el principio.

Si esto sucede, es posible que la respuesta no sea necesaria. Por lo tanto, si le ofrecen un paquete de salario y beneficios acorde con las normas de la industria y sus expectativas, no sienta que tiene que contraatacar si no ve la necesidad. En su lugar, puedes simplemente aceptar, lo que te permitirá empezar a celebrar tu nuevo trabajo con un poco menos de estrés.

En segundo lugar, incluso si el salario es un poco bajo, si los beneficios son sorprendentes, el valor total del paquete de compensación puede estar en el lugar correcto. En ese momento, debe decidir si los beneficios estelares superan el salario más bajo. En algunos casos, lo harán. Si es así, está bien simplemente aceptar.

Sin embargo, si su paquete de compensación total no es suficiente, puede que sea el momento de hacer una contraoferta.

Al hacer una contraoferta, básicamente se inicia una conversación sobre compensación. Si tienes argumentos fuertes y la empresa es flexible, creas la posibilidad de aumentar el salario o el paquete de beneficios, alineándolo con tus expectativas.

Sin embargo, como se mencionó anteriormente, la lucha conlleva riesgos. Algunos gerentes de contratación no negocian si el salario inicial es apropiado o no. Podría ser el orgullo el que impulsó esa decisión, una cuestión presupuestaria u otra cuestión.

Independientemente del motivo, los gerentes de contratación de este grupo pueden trazar una línea en la arena. En la mayoría de los casos, te darán la opción de ponerte de su lado. Pero algunos podrían ver el contraataque como una negativa, no como el inicio de una negociación. Si esto sucede, pueden cancelar la oferta por completo.

Incluso si el gerente de contratación está abierto a la negociación, eso no significa que su contraoferta no pueda causarle problemas. Si su medidor no es realmente razonable según las normas de la industria en su área, el gerente de contratación puede comenzar a dudar si usted es la persona adecuada para su equipo. Una vez que esto suceda, es posible que vea desaparecer la oferta de trabajo.

Por eso es tan vital conseguir la contraoferta salarial adecuada. Elimina al menos un problema potencial que pueda surgir, disminuyendo el riesgo asociado a pedir más dinero.

Determina tu contraoferta

Contraoferta salarial

Una de las cosas más importantes que debes hacer al decidir cómo pedir más dinero después de una oferta de trabajo es determinar qué pedir. Afortunadamente, conseguir un número objetivo sólido no es tan complicado como podría pensar.

Primero, debes dejar de lado todos tus sentimientos personales. Elegir un salario para presentar no es una cuestión de instinto o de lo que mejor se adapte a su presupuesto; se trata de lo que es apropiado según el trabajo, sus habilidades y las normas de la industria en el área local.

Entonces, ¿cómo sabes qué es apropiado? ¡Investigando, por supuesto!

Idealmente, desea saber cuánto ganan los profesionales con credenciales como la suya mientras realizan tareas laborales similares. Sitios como Glassdoor, Payscale y Salary.com pueden ser excelentes lugares para comenzar. Además, la Oficina de Estadísticas Laborales proporciona información útil sobre una amplia gama de ocupaciones.

Mientras explora los salarios, concéntrese en trabajos con responsabilidades similares en el área local de la empresa. Si observa diferentes ciudades, no verá las tarifas del mercado local, así que trate de tener en cuenta la ubicación tanto como sea posible al realizar la búsqueda.

Además, tenga en cuenta el valor total de cualquier beneficio. Algunas empresas ofrecen beneficios que otras no ofrecen, y estos pueden potencialmente compensar los salarios más bajos. Luego, profundice en el paquete de beneficios del posible empleador para ver si necesita ver su contraoferta de manera un poco diferente.

Por último, no elija simplemente una cantidad única de dólares. En su lugar, defina un rango salarial apropiado para el trabajo según su investigación. De esta manera, puede presentar un número alto como punto de partida, dándole a usted y al gerente de contratación la oportunidad de negociar un número mutuamente aceptable.

Errores comunes de contraofertar

Negociar una contraoferta salarial

Si bien la negociación salarial es una parte típica del proceso de contratación, eso no significa que no se puedan cometer errores de contraoferta. Si conoce los errores más comunes, aumentará sus posibilidades de evitarlos. A continuación presentamos algunos de los errores que suelen cometer los candidatos.

En primer lugar, nunca negocie sólo porque crea que es necesario. Como se mencionó anteriormente, algunas empresas ofrecen paquetes de compensación justos desde el principio. Si esto sucede, siéntete libre de decir “sí” si estás bien con lo que tienes sobre la mesa.

En segundo lugar, no seas demasiado agresivo. Una cosa es hacer una contraoferta salarial; es completamente diferente comenzar a hacer solicitudes. Recuerde, el gerente de contratación no le debe nada. Por lo tanto, mantenga la mentalidad correcta al hablar de salario.

Además, no hagas faroles al presentar una contra. Si dice que tendrá que irse si el gerente de contratación no puede ofrecer una cantidad determinada, será mejor que esté dispuesto a cumplirlo. ¿Por qué? Porque, si no lo haces, sucederá una de dos cosas.

Primero, si el gerente de contratación no puede atender su solicitud, puede asumir que usted está rechazando el trabajo, lo que le hará perder la oportunidad. Dos: incluso si están dispuestos a mantenerte en carrera, has perdido toda tu influencia. Básicamente, tendrás que aceptar lo que estén dispuestos a pagar si quieres el puesto, ya que saben que en realidad no tienes la intención de irte.

Por último, pero no menos importante, no negociar el salario si la oferta inicial es baja es uno de los mayores errores que puedes cometer. Si bien un sorprendente 56% de los candidatos no piden más salario, eso no significa que quieran ser parte de la mayoría.

¿Por qué? Porque el 52% de los empresarios ofrecen inicialmente menos de lo que están dispuestos a pagar precisamente porque esperan que los candidatos negocien. Si no hace una contraoferta en estas situaciones, potencialmente está dejando dinero sobre la mesa. Eso nunca es algo bueno.

Los 10 mejores consejos para negociar una contraoferta

Si estás intentando descubrir cómo contrarrestar una oferta de trabajo, aquí tienes diez consejos que pueden ayudarte.

1. Descubra por qué ofrecieron ese número

Preguntar al gerente de contratación por qué la empresa cree que la oferta inicial es justa puede resultar increíblemente esclarecedor. También le brinda la oportunidad de contrarrestar los puntos que plantean, lo que podría exponerles a la idea de que una tasa de pago diferente es más apropiada.

2. Aplicar ahora

Si el gerente de contratación hace una oferta de trabajo, no es necesario que responda inmediatamente con un mostrador. Está perfectamente bien pedir 24 horas para considerar su propuesta, lo que le dará la oportunidad de revisarla detenidamente antes de desarrollar una contrapropuesta.

3. Mira más allá del salario

Si bien la mayoría de los candidatos se centran en la reducción salarial, no considerar el paquete de compensación total es una mala decisión. En su lugar, pregunte si hay algo fuera del salario que sea negociable. ¿Puede el gerente de contratación obtener más beneficios? ¿Hay disponible un bono por firmar o una cobertura de gastos de mudanza? ¿Podrían agregar o mejorar alguna bonificación por desempeño? ¿Ofrecerían más tiempo libre remunerado en lugar de un salario más alto?

Más allá del salario, puede encontrar otras formas de aumentar el valor de su paquete de compensación de una manera que funcione para usted.

4. Determina tus prioridades

Si hay algunos puntos en su contraoferta que son de alta prioridad para usted, sepa cuáles son antes de comenzar a negociar. De esta manera, sabrá dónde está dispuesto a hacer concesiones antes de conversar con el gerente de contratación.

5. Identifique sus factores decisivos

Antes de discutir su contraoferta, decida si hay algún factor decisivo en la ecuación. Esto puede incluir un monto de salario específico, un beneficio particular o cualquier otra cosa que le haga hablar si no forma parte del acuerdo.

6. Utilice un enfoque basado en hechos

Cuando se prepare para hacer una contraoferta, explique al gerente de contratación por qué cree que el salario presentado no se ajusta a las normas locales. Resalte su nivel de experiencia, habilidades y otras credenciales y analice lo que haya descubierto durante su investigación. A continuación, describa su contraoferta.

7. Discutir la compensación total

Cuando presente su contraoferta, hable de compensación total y no solo de salario. Al describir toda su propuesta, demuestra que se está centrando en el panorama general. Además, puede facilitar las negociaciones al abordar todo a la vez.

8. Esté dispuesto a ceder

Como se mencionó anteriormente, ser demasiado agresivo no juega a tu favor. Asimismo, si recibe demandas o emite ultimátums, el gerente de contratación puede reconsiderar ofrecer el trabajo.

En lugar de ello, demuestre que está dispuesto a hacer concesiones. Déjele claro al gerente de contratación que si no puede ofrecerle algo en un área, está dispuesto a hablar sobre otros tipos de compensación para alinear el valor total con sus expectativas.

Si mantiene la mente abierta y es servicial y flexible, sus posibilidades de éxito aumentan enormemente.

9. Prepárese para un contador en su medidor

Después de hacer su contraoferta, es muy probable que el gerente de contratación la contrarreste. Un poco de ida y vuelta es una parte normal del proceso de negociación.

No se ofenda si el gerente de contratación no está de acuerdo con su propuesta. En última instancia, su trabajo es intentar convencerle de que se registre al precio más bajo posible, y eso está bien. Simplemente continúe de un lado a otro hasta llegar a un acuerdo o una de las partes determine que no encaja bien.

10. Aléjate si es necesario

Si bien alejarse de una oferta de trabajo es difícil, puede ser una necesidad. Si usted y el gerente de contratación no están de acuerdo sobre el salario y no tiene sentido aceptar el trabajo en función de lo que están dispuestos a ofrecer, agradézcales por su tiempo y comience a concentrarse en otras oportunidades.

Conclusión

Contraoferta salarial
Contraoferta salarial

A estas alturas ya deberías tener una idea clara de cómo hacer una contraoferta salarial cuando buscas un nuevo puesto. Utilice todos los consejos anteriores a su favor y asegúrese de investigar detenidamente cuando llegue el momento de hablar de números. De esta manera, puede hacer una oferta competitiva que tenga sentido según sus habilidades, experiencia y área local, aumentando sus posibilidades de obtener un salario justo al final.

➡️Cómo finalizar anticipadamente una entrevista de trabajo.

Este sitio utiliza cookies para una mejor experiencia - Mas información